viernes, 7 de agosto de 2009

MEDIO Y MEDIO



Anoche me invitaron a una degustación de vinos Uruguayos en una pequeña bodega que se ha dado a la tarea de elevar la cultura enológica en mi país. Me gustó el tema ya que por estos lugares el vino de Uruguay no es aún tan conocido. Digamos que se está empezando a abrir un camino, como lo hicieron en su momento los vinos Chilenos, que son los que mas se conocen y mas se consumen aquí, y, los Argentinos, que, aunque han empezado a comercializarse mucho después, están tomando un lugar de preferencia entre los consumidores del nuevo mundo. Pero, mas allá de eso, anoche, además de la degustación, de describir las características visuales, olfativas y gustativas de los vinos y de formarnos una idea, cuando menos útil de los vinos Uruguayos, aprendí cosas tal vez mas importantes: Aprendí que en la República Oriental del Uruguay se producen excelentes vinos, cuya uva emblemática es el Tannat, (ya lo sabíamos) traída al nuevo mundo desde el sur de Francia y que encontró su mayor expresividad en los terroar Uruguayos debido al clima marítimo y a los vientos fríos de la Antártida; que en Uruguay, a diferencia de otros países, donde la tecnología ha suplido la mano del hombre, se producen vinos todavía de forma artesanal, con bodegas de producciones pequeñas, pero, como todo en Uruguay, con una personalidad bien definida; que las familias y los apellidos son algo importante por que se han dedicado durante generaciones, y, aún desde antes de que salieran de Europa, al cultivo de la vid; que en Uruguay existe un gran respeto por la naturaleza, por el campo y por las raíces, de ahí la pasón por el cultivo de la vid: que Uruguay, ademas de Francia, es el único país que puede producir una bebida conocida como CHAMPANGE y denominarla de igual manera, sin afectar la denominación de origen de los productos franceses, siempre y cuando este se consuma dentro del país.
Durante la degustación probamos cosas excelentes: un Tannat joven, de una de las bodegas emblema, la de Lucca, y un vino blanco de la Bodega Santa Rosa; un licor para postre, digestivo o bajativo (como dicen en Chile), muy parecido al oporto, aunque con técnica de elaboración diferente y propia, el LICOR DE TANNAT (delicioso, aunque caro). Además, tuve la suerte de probar un vino blanco (a veces rosado) espumoso, vino frizzante, muy típico de Uruguay y que fue creado por la casa Roldós del Mercado del Puerto de Montevideo, que es donde es clásico beberlo (según cuenta la historia), estoy hablando del MEDIO Y MEDIO, del que se beben cantidades navegables, por ejemplo, en las fiestas de año nuevo y navidad, además del que se bebe cada fin de semana, cuando el mercado es abarrotado por cientos de jovenes ( en verano, desde luego).
Dicen que si uno quiere volver a Uruguay, tiene que haber probado esta bebida ahí, en el mercado del puerto. Como yo no lo hice en su momento, y por si las dudas, compré dos botellas para compartirlas con mi familia, esperando que el sortilegio sea extensivo para aquellos que disfrutaremos ese elíxir aquí, en México, con el deseo de volver....sobre todo.
Conque ¡salú¡

martes, 4 de agosto de 2009

LOS ULTIMOS SERAN LOS PRIMEROS



Recién el día 15 de Julio, el gobierno de Canadá impuso la necesidad de VISA a dos países: México y Checoslovaquia. Tienen razón de cerrar sus fronteras por que con la crisis mundial, originada por los países desarrollados; con la doble crisis que sufrimos aquí, a causa del tema Influenza porcina, humana o H1N1, la inmigración hacia ese país aumentó en forma alarmante (para ellos). La cuestión es que yo tenía Boletos de avión y reservas de Hotel justo para el 17 de julio, por lo que tuve que hacer en días sucesivos colas de 23 horas para poder obtener la mentada Visa.
Aquí, la cuestión, es sacar la enseñanza de todo esto, tomarlo como una prueba para el espíritu o como el justo pago por culpas anteriores.
Mi viaje estaba programado para el viernes 17 a las 17 horas, saliendo de la ciudad de México. Acudí a la embajada el martes y el miércoles con los papeles y comprobantes que uno puede tener a mano, pero no fue si no hasta el jueves, en que viajé desde donde vivo, hasta la embajada, que está en la ciudad de México, que hice el trámite definitivo. Cuando llegué eran las 3 de la mañana y ya había una cola de170 gentes antes que yo. Unos con tiendas de campaña, sleeping bags, y otros, mas modestamente, como yo, con una pequeña silla de lona plegable. La gente no hablaba, sin embargo alguien comentó por ahí: deberían vender café aquí. No hizo mas que decir eso y la fiesta Mexicana empezó como por sortilegio. De pronto pasó un señor vendiendo tapetes y cobijas para los que estaban dormidos en el césped. Mas tarde pasó una muchacha vendiendo café o té y Sandwiches. Como a las 7, cuando la gente se empezó a despertar, llegaron otros vendiendo sobres, lápices, plumas, clips, gomas de borrar, lo necesario para llenar los formularios y meterlos a la embajada. Unos minutos mas tarde aparecieron otros que vendían sillas plegables, banquitos de madera etc… No cabe duda, estábamos afuera de la embajada de Canadá, pero sobre todo estábamos en México. Para el medio día eso ya era una romería: Vendían de todo para comer: Tacos, tostadas, aguas frescas, paletas de nieve, caramelos….¡todo¡ Lo mas sorprendente fue que por la tarde el cielo se obscureció (estamos en temporada de lluvias) y empezó a rugir. Todos pensamos, por que la cola se hacía en la calle, (vereda para los amigos de allá): ¡nos vamos a empapar¡ En ese momento salió, nadie sabe de donde, un fulano diciendo: impermeables, impermeables baratos, para que no se moje, impermeables….
Bueno, para culminar quiero decir que conseguí la visa, que me fue entregada por una señorita somnolienta a las 2:00 a.m. del viernes, 23 horas después de haber llegado a hacer cola a la embajada. El por que hasta esa hora? Todas las bolsas que recibieron las colocaron al fondo de una enorme caja de cartón. A la hora de revisarlas tomaban las de arriba y así sucesivamente, hasta llegar al fondo. No se si los que llegaron a formarse a la una de la tarde sean católicos o no, pero lo que si se es que aquí si se cumplieron las escrituras: ¡LOS ULTIMOS SERAN LOS PRIMEROS¡ O lo que es lo mismo, no por mucho madrugar, amanece mas temprano, o mas sencillo y como en el tango CHAN CHAN….